La Dirección de Economía Popular está conformada y Jorge Yusé es el encargado de llevar adelante un espacio que busca brindar derechos y visibilizar a trabajadores y trabajadoras de la economía popular.

Jorge Yusé fue designado como nuevo titular de la Dirección de Economía Popular. Oriundo de Navarro, viene de familia de productores rurales que se dedicaron a la crianza de cerdos y pollos, y llegó a nuestra ciudad de la mano de Andrea Tessey, referenta del Movimiento Evita en Luján. Cursó la Licenciatura en Recursos Humanos, milita desde el 2011 en el Evita y es hincha de Boca. En la municipalidad de Navarro fue director de Turismo, estuvo en el área de cultura, y participó en la mesa de Agricultura Familiar.

Llegó a Luján con el propósito de conformar la nueva Dirección de Economía Popular, que busca ordenar, visibilizar y otorgar derechos a los trabajadores y trabajadoras que se inventaron su laburo y que hoy se encuentran en la informalidad.

Su rol implica trabajar para que el sector deje de estar en situación de vulnerabilidad y con proyectos para demostrar que se puede apostar a otra economía: «Estoy convencido que la economía popular es una salida. Hay que cambiar la matriz productiva», asegura.

Luego de su primera reunión con vecinos, vecinas y trabajadores ambulantes, Yusé recibió a Ladran Sancho y trazó algunas líneas por los senderos que buscará transitar su Dirección: objetivos, necesidades del sector y proyectos para poder ordenarlos y dignificar su laburo.

-¿Cómo podría explicar lo que es la economía popular?

-Toda la vida existió la economía popular, porque el agricultor familiar que estuvo toda la vida en el campo criando cerdos, pudiendo alimentar a una familia y las generaciones siguientes, más allá de ser un agricultor familiar también forma parte del universo de la economía popular. También es al que lo echaron de la fábrica y creó su propio trabajo. Es el que ordena el estacionamiento, el que cuida los coches, el que tiene su propio emprendimiento en su casa, un pequeño lavadero o el que cocina para afuera. Es muy amplio.

-¿Cual fue la reacción del Estado en ese contexto?

-Hay que entender que el Estado fue muy ingrato con esos compañeros. Los persiguió, no les brindó la seguridad, no les brindó protección y es el responsable de que hayan empezado a trabajar en la marginalidad, que se hayan excluido. De Alberto para abajo hay un pedido expreso para que la economía popular se organice y salga adelante.

Foto: Agustin Bordignon.

-¿Qué objetivos se ha trazado esta Dirección?

-Estamos reuniéndonos todo el tiempo con vecinos de Luján y el objetivo es ordenar. Ordenarlos a través de ferias. Que puedan tener un espacio en donde lo que elaboran puedan venderlo. Con el reciclado hay que trabajar fuertemente. La basura, mal llamada, es un negocio muy importante en todo el mundo. Hay que trabajar para que el que acarrea residuos lo haga dignamente, le pueda servir como ingreso, pero que diga con orgullo que es un trabajador de la economía popular.

-¿Qué caracterización hace del sector en Luján?

-Veo que es muy diverso. Hay de todo. Es atrapante porque es eso la economía popular. Hay vendedores de huevos, pero si indagás el huevo sale de granjas de acá de Luján. Una de las funciones nuestras es proteger al que vende huevos, que ese huevo llegue de forma segura al vecino que lo compra, a un precio justo y razonable. Pero también proteger a esa granja que produce, porque ahí también trabajan muchas familias y generan ingresos.

-En ese caso se necesita articular con otros sectores

-Estamos abiertos y vamos a trabajar en forma articulada con otras áreas para que el vecino pueda trabajar de la mejor manera. Hay una decisión muy fuerte del Intendente para que este sector tenga visibilidad, no anden en forma clandestina. Ayudarlos, promoverlos y organizarlos. El mundo va hacia una economía más de mercado y se genera otra economía que es esta, la que el trabajador se inventa su propio trabajo. Hay un estudio de la OIT (Organización Internacional del Trabajo) que dice que en 20 años el 40% de los trabajadores formales van a pasar a la informalidad. Nuestra obligación es atender esa demanda y Luján no escapa a eso.

-¿Cuáles cree que son las principales necesidades que tiene el sector?

-Creo que lo del reciclado es urgente. Lo de los vendedores ambulantes es urgente. Poder articular y armar ferias para que el que produce alimento pueda defender esa producción de una manera leal. Formar un registro. Hay que registrarlos. Después también trabajar articuladamente con aquellos vecinos que pagan sus impuestos, que tienen su comercio, su panadería, su supermercado, que tienen que convivir todos. La economía popular no viene a perjudicar a nadie. Hay que insertarla dentro de la sociedad con reglas claras, por eso queremos crear un reglamento interno de la economía popular. Queremos trabajar muy fuertemente en eso y la decisión está.

-¿El sector alimenticio es el más urgente?

-Hay que cambiar la matriz productiva con los alimentos. No es lo mismo comprar la leche La Serenísima que comprar la leche de un tambo de Luján, de un productor de Luján. Hemos tenido un gobierno nacional, provincial y local que en vez de acompañar a esos productores se los prohibió. Hoy la leche recorre más de 1500 kilómetros para llegar de una punta a la otra.

Foto: Agustin Bordignon.

-Llamás a cambiar los métodos de producción y de consumición ¿Crees que la economía popular es una salida?

-Estoy convencido que sí. La obra pública es una salida muy importante. Hay que preguntarnos con quién la vamos a hacer. Cambiar la matriz de eso. Hacerlo con gente local, constructores locales, cooperativistas y así podemos generar laburo.

-Al ser un sector que cuenta con un conjunto activo de organizaciones en el territorio ¿Piensa alguna instancia formal de articulación desde la dirección?

-Los trabajadores de la economía popular están nucleados en la CTEP (Confederación de Trabajadores de la Economía Popular), hoy hemos avanzado con la UTEP (Unión de Trabajadores de la Economía Popular). Hoy la CGT reconoce un que hay un universo muy grande de trabajadores que tienen que formar parte de la Confederación General del Trabajo. A todos esos compañeros nosotros los vamos a ordenar, para que formen parte de un gran sindicato ampliado. En Argentina son más los trabajadores que vienen de la economía popular que vienen de lo tradicional. Que mejor que la visión que tiene el Intendente de crear esta Dirección de Economía Popular, para que todo trabajador esté visibilizado.

Yusé junto a Andrea Tessey, asesora de la Dirección de Economía Popular. Foto: Agustin Bordignon.

-En el ámbito nacional existe una secretaría de economía social ¿Qué articulación tendrá con su Dirección en Luján?

-Directamente hay compañeros nuestros de la organización, del Movimiento Evita, el que la lleva adelante es Emilio Pérsico. Vamos a estar viajando en la semana para juntarnos con Emilio, para trabajar. Todos los programas que provengan del Ministerio de Desarrollo, bajarlos directamente acá a la ciudad de Luján. Eso va a ser continuo.

-En los últimos cuatro años el sector ha sido muy castigado. ¿Cómo se hace para reflotar eso?

-Si lograron sobrevivir estos cuatro años, que fueron caóticos para la historia argentina, es porque estos compañeros tienen mucho para dar. Lo vamos a lograr con el aporte de ellos, con un ida y vuelta continuo. Hoy lo que fluye es la esperanza.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí