Foto: Victoria Nordenstahl

Se llevó a cabo la charla y muestra fotográfica «Recuperación de Malvinas» en el Museo Udaondo, a cargo del Coronel Esteban Alberto Solís, quién dio detalles del conflicto con Inglaterra. «Lo que ocurrió en Malvinas queda estampado en el resto de la historia de nuestro país», remarcó el Coronel.

El pasado viernes se desarrolló la muestra fotográfica «Recuperación de Malvinas», a cargo del Coronel Esteban Alberto Solís, en el Museo Udaondo. El autor del libro «Lo que no se sabe de Malvinas» dio una charla para alumnos de la escuela 1 y destacó que la juventud va a ser la que mantenga viva la discusión por Malvinas: «Para mí es una obligación, y satisfacción a la vez, poder hablar con la gente joven, que es el futuro nuestro. Ellos son los que van a continuar con el día de Malvinas. En ellos deposito mi confianza».

En la muestra fotográfica, que contó con 71 fotografías y documentos históricos de la guerra de Malvinas, que fueron donados por el Coronel Solís al Museo, una de las postales más destacadas es la de la bandera Argentina que flamea, después de 149 años de usurpación británica, en las Islas. Además se podían observar a los soldados en sus trincheras y al buque Ara General Belgrano, hundido en el conflicto.

Foto: Victoria Nordenstahl

Después de recorrer la muestra fotográfica los alumnos de quinto y sexto año de la Escuela número 1 se trasladaron al Pabellón Belgrano, en dónde los integrantes del Centro de Veteranos los esperaron con un mate cocido para hacerle frente al frío y a la lluvia, que no cesó durante todo el viernes. En exposición también se encontraba un vehículo que fue utilizado en las Islas y que ahora pertenece a los veteranos de Luján.

Luego del desayuno los alumnos se fueron ubicando rápidamente en la sala de conferencias, dónde los estaba esperando el Coronel Esteban Solís, autor del libro «Lo que no se sabe de Malvinas» y quién participara activamente en el conflicto del Atlántico Sur. Solís estuvo en el desembarco y fue el encargado de Izar la bandera Argentina, luego de 149 años de usurpación inglesa: «Después de 149 años tuve el honor de Izar la bandera Argentina en Malvinas», sostuvo el Coronel.

En una jornada en dónde el Coronel sacó a relucir todo su conocimiento sobre el conflicto, bajo la atenta mirada de los alumnos, Solís comprometió a los jovenes a mantener vivo lo sucedido en Malvinas: «Lo que ocurrió en Malvinas queda estampado en el resto de la historia de nuestro país. Son ustedes los que tienen que promover lo que sucedió en Malvinas. Me reverencio ante ustedes, la juventud, que va a mantener vivo esto».

Foto: Victoria Nordenstahl

En diálogo con Ladran Sancho el Coronel habló de su libro y remarcó que «es dedicado a los veteranos de Malvinas. Es, especialmente, para que sepan cómo fue que llegaron a ir a un conflicto. Que la población sepa cosas que nunca jamás fueron dichas. También para que los miembros del ejército recuerden como tienen que efectuarse los planteamientos y no aceptar cosas diferentes».

El ex combatiente fue tajante y aseguró que, si se seguían los planeamientos, no se tendría que haber llegado a un conflicto armado: «Tengo la seguridad de que si se usaban a los estados mayores de planeación, estoy totalmente seguro de que esa guerra no se hace. La disparidad de efectivos y los medios que tenían eran superiores a los nuestros. Los medios que nosotros teníamos eran para actuar dentro de Sudamérica, no contra la segunda potencia, que tiene aparte el apoyo de Estados Unidos. Con lo que teníamos, no estábamos en condiciones».

Solís también se refirió a la llegada de los combatientes a nuestro país luego de la guerra y la falta de reconocimiento por parte del pueblo argentino: «No podía ser posible. Venían vencidos y la sociedad, en lugar de recibirlos con bandas y reconocimiento, le negaron esa oportunidad y los vencieron otra vez, cosa que es irritante. A los soldados argentinos que habían luchado por nuestro país, los ocultaron. No les daban trabajo y tenían que andar vendiendo su condecoración».

Al finalizar el Coronel firmó un ejemplar de su libro, dedicado a la escuela secundaria 1, y otro para el Museo Udaondo, que quedará en exhibición. El director de la escuela 1 se mostró muy contento con el libro y aseguró que «vamos a llevar a compartir este libro con todos los alumnos de la escuela y a hacerles llegar los valores con los que ustedes defendieron la patria».

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí