Foto: Julieta Brancatto

En la próxima sesión el Concejo Deliberante tratará un proyecto que busca destinar dinero del Fondo de Seguridad Ciudadana al área de niñez y de género de la municipalidad. El objetivo es generar una nueva herramienta para las funcionarias a cargo y generar mejoras en las políticas públicas.

Las demandas de los funcionarios de Políticas Sociales aumentan al ritmo de los reclamos de la sociedad. Sin embargo –casi como una constante- el presupuesto no alcanza para las acciones que se requieren. Por eso el Concejo Deliberante buscará aprobar un proyecto de ordenanza que destine un 10% y un 5% del Fondo de Seguridad Ciudadana. Es decir $3 millones anuales para niñez y $1.500.000 para Género.

«Cuando en las comisiones en las que trabajo empezamos a escuchar a trabajadores de niñez y de género, a sus respectivos funcionarios a cargo y a la secretaria de Políticas Sociales sobre cuáles eran las dificultades para llevar adelante las políticas que se les piden al municipio respecto a las dos temáticas, comenzamos a pensar distintas estrategias para acompañarlos como poder deliberativo» explicó la concejala Marcela Manno (Cambiemos), autora del proyecto.

Con la intención de generar una herramienta que facilite el trabajo de funcionarios y trabajadores en su rol como actores del Estado, se le dio lugar a estos dos proyectos. Para eso, la edil estudió la conformación del Fondo de Seguridad Ciudadana, donde en su plan de origen en el año 2002 se contemplan acciones de prevención y asistencia a la víctima, y la prevención de delitos en el ámbito familiar y comunitario.

En los considerandos de la propuesta la edil enfatizó que la gestión municipal «tiene la responsabilidad de dar respuestas en relación a la vulneración de derechos de las mujeres o por causa de género y diversidad»; así como de los niños, niñas y adolescentes. De esta manera, de aprobarse el proyecto que ya tiene el apoyo de todos los bloques, se recaudará el dinero del Fondo de Seguridad Ciudadana y automáticamente un 5% de ese total se pondrá a disposición de la Subdirección de Género; y un 10% a la Dirección de Niñez y Adolescencia, debiendo hacer las rendiciones específicas que requiere el fondo.

«Esto implica poder hacer un montón de cosas. A veces el dinero del municipio parece que es mucho pero luego se te diluye en las acciones políticas. Por eso queremos darles una nueva herramienta. Entendemos las necesidades y les damos la herramienta. Luego el ejecutivo la ejecuta», concluyó Manno.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre