Ley Micaela en el Municipio: arrancaron las capacitaciones presenciales

Está destinada a trabajadoras y trabajadores, así como a funcionarios y funcionarias de la gestión. Ladran Sancho conversó con participantes del taller para conocer las primeras apreciaciones y cómo puede traducirse esta perspectiva en el trabajo cotidiano. 

spot_img

Por la mañana del martes 19 y el miércoles 20, tuvieron lugar en el Club Colón, los primeros encuentros presenciales de las capacitaciones del Programa de Capacitación Permanente por la Igualdad de Género, creado a partir de la adhesión a la Ley Micaela. 

El espacio fue coordinado por trabajadoras del área de promoción de derechos de la Dirección de Géneros y Diversidad. En su modalidad presencial, la formación consta de cuatro encuentros de tres horas cada uno. Actualmente comenzaron a cursar dos grupos de 30 trabajadores y trabajadoras municipales, además de funcionarias y funcionarios públicos. 

Con el objetivo de ir “hacia una gestión estatal con perspectiva de género”, el área que encabeza Mariana Sierra tendrá la tarea de capacitar a toda la planta municipal: “estamos convencidas que el camino posible para la prevención y erradicación de las violencias por razones de género es generar instancias de diálogos reflexivas entre lxs  trabajadorxs municipales y funcionaries” expresaron. 

Además de los talleres presenciales, la capacitación puede tomarse en su modalidad virtual. En el taller, Las y los participantes valoraron la riqueza del intercambio.

En el primer encuentro, hicieron foco en la diversidad sexogenérica, recorriendo conceptos como sexo, género, manifestación del género y orientación del deseo. Las coordinadoras propusieron la dinámica de la línea, un juego que busca generar una visualización de las múltiples identidades que atraviesan a las sociedades y su influencia en la vida cotidiana.

Posteriormente y en grupos, realizaron una actividad en la que debían crear un personaje, con el objetivo de reflexionar sobre el lugar que ocupamos en nuestra sociedad de acuerdo a la diferencia de géneros. Por último, realizaron un recorrido histórico de las desigualdades y los derechos construidos por las mujeres y el colectivo LGBTIQ+ en los siglos XX y XXI. 

Después de la formación, Ladran Sancho conversó con trabajadores del área de Atención Primaria de la Salud que tomaron el taller, «yo creo que es un proceso que se viene dando que es muy intenso, al que hay que dedicarle mucho trabajo para realmente llegar a que se pueda implementar el marco normativo» valoró uno de los trabajadores.

La actividad grupal consistió en crear un personaje respondiendo a la pregunta ¿Qué tiene en la cabeza, en el corazón, en las manos, en la pelvis, en los pies?

En los CAPS, contener y orientar a las mujeres y al colectivo LGBTIQ+ de la forma más efectiva posible es una necesidad cotidiana, «es necesario que se puedan generar políticas de estado a nivel local que puedan contener. Porque uno puede recibirlas en el territorio, pero vos tenés que tener los recursos claros para poder derivar u orientar».

Otra de las trabajadoras participantes expresó que la perspectiva de género está presente y es necesaria todos los días en el trabajo, por eso «siempre es necesaria la capacitación y el intercambio de ideas. A veces una da por sentado y tiene construida una mandera de tratar al otro, acá entre otras maneras de ver, una termina reflexionando y hasta interpelándose a una misma».

La Ley N° 27499, Ley de Capacitación Obligatoria en Género, lleva el nombre de Micaela García en memoria de la joven Militante del Movimiento Evita de Entre Ríos, asesinada en 2017 por Sebastian Wagner, hombre de 35 años, que tenía antecedentes y se encontraba en libertad condicional por decisión del Juez de Ejecución Penal Carlos Rossi.  

Malena Noguer, Laura Mónaco, Malvina Brancatto, María Paz Baffone y Sol Erramuspe, trabajadoras de la Dirección de Géneros, coordinaron el encuentro.

El proyecto que fue impulsada por el espacio de militancia de Micaela, y acompañado por los movimientos feministas de todo el país, buscó desde su origen poner sobre la mesa la responsabilidad institucional en este tipo de femicidios, explicando que estos fallos sostienen y legitiman la violencia machista, sobre todo cuando el Estado tiene la posibilidad de proteger a las víctimas. 

El principal objetivo de la normativa es transversalizar el enfoque de género y erradicar la violencia machista en los tres poderes del Estado. Tiene su correlato en la legislación provincial, la Ley 15.134, a la que el Concejo Deliberante de nuestra ciudad adhirió en mayo del 2020

La legislación en torno a las formaciones obligatorias y las responsabilidades compartidas en la erradicación de las violencias por razón de género no se agota en el Estado. La Provincia de Buenos Aires cuenta con una Ley Micaela en clubes deportivos vigente desde septiembre de 2020, y, aún en instancia de proyectos los movimientos feministas dentro de los medios de comunicación, impulsan una Ley Micaela para comunicadores.

spot_img
<
spot_img
spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

En las redes

4,842FansMe gusta
4,232SeguidoresSeguir
782SeguidoresSeguir
1,065SeguidoresSeguir
166SuscriptoresSuscribirte

¿Querés recibir una selección de noticias en tu correo una vez por día?

Gracias! 

Si no ves los correos en tu bandeja de entrada revisá tu carpeta de correo no deseado y agreganos a tu lista de contactos.