Foto: Voces de los Pueblos

Trabajadores de la industria lechera alcanzaron un acuerdo con las cámaras empresariales del sector y se diluye la continuidad del conflicto. La paritaria acordada será por el primer semestre y en octubre volverán a negociar.

Tras una conciliación obligatoria dispuesta por el Ministerio de Trabajo que suspendió un paro de 24 horas, los y las trabajadores de la industria lechera consiguieron un aumento salarial del 25 por ciento por el primer semestre de la negociación paritaria 2019. El monto será en tres cuotas y en octubre las partes volverán a discutir un incremento para el segundo semestre.

El acuerdo fue ratificado por las asambleas de base en todo el país realizadas el pasado martes 30 de julio, inclusive la seccional de General Rodríguez la cuál representa a los y las laburantes de las industrias de nuestra ciudad.

El incremento se dividirá en un pago del 12 por ciento en el mes de julio de carácter no remunerativo sobre el básico del mes de abril 2019. Una segunda cuota en el mes de septiembre del 18,5 por ciento, también de carácter no remunerativo. Y por último un 25 por ciento que impacta en el salario básico de forma remunerativa.

En el acuerdo alcanzado, las sumas no remunerativas también implican el pago por parte de las patronales que corresponden a Atilra y a la obra social de los y las trabajadoras del sector. También se fijó un precio de 38 pesos el litro de leche hasta el mes de noviembre.

Con esta nueva situación paritaria, queda desactivada la huelga general de 24 horas que había tomado el Consejo Directivo Nacional de Atilra ante la negativa de las cámaras lecheras de iniciar la negociación salarial, y por lo que fue dispuesta la conciliación obligatoria el 25 de junio. Desde el gremio lechero habían anunciado que de no llegar a un entendimiento se activaría la medida de fuerza una vez concluida la conciliación.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí