Foto: Julieta Brancatto

“¿Es justo llenar la provincia de universidades públicas cuando todos sabemos que nadie que nace en la pobreza llega a la universidad?”, preguntó la gobernadora. Ésta frase despertó el rechazo de las instituciones académicas, entre ellas la Universidad Nacional de Luján.

Las declaraciones de la gobernadora María Eugenia Vidal sobre las universidades públicas en la provincia parece parafrasear a Arturo Rial, integrante de la Revolución Libertadora: “Sepan ustedes que la Revolución Libertadora se hizo para que en este bendito país, el hijo de barrendero muera barrendero”.

“Nadie que nace en la pobreza en la Argentina hoy llega a la Universidad” afirmó la mandataria provincial en medio de un marco de ajuste en la educación y deslegitimación de la educación pública. Ante estas declaraciones, el rectorado de la Universidad Nacional de Luján salió a rechazar los dichos de María Eugenia Vidal.

A través de un documento expresaron que “el Rectorado de la Universidad Nacional de Luján manifiesta su preocupación y lamenta las expresiones de la Gobernadora de la Provincia de Buenos Aires al plantear la dicotomía entre diferentes niveles de educación y al considerar que algunos sectores más desfavorecidos no accederán nunca a la Universidad”.

Al mismo tiempo, sostuvieron que el discurso de una mayor necesidad de invertir en educación básica en detrimento de la superior se implantó anteriormente durante la década del noventa. Desde la UNLu expresaron que su posición es la de “destinar mayores recursos a todos los niveles del sistema educativo, al tiempo que mostraba que los ingresantes universitarios, en un porcentaje mayor al 75%, provenían de hogares cuyos padres poseían educación primaria o secundaria incompleta y ellos, a su vez, eran la primera generación de universitarios”.

Firmado por la vicerrectora ingeniera Anabella Gei y el rector magister Antonio Lapolla, el documento afirma que la UNLu ha sido pionera dentro del sistema universitario en facilitar el acceso a la educación superior de jóvenes y adultos provenientes de los sectores más vulnerables. “Este proceso de inclusión social es compartido por las universidades nacionales de la Provincia de Buenos Aires, lográndose por ejemplo en el Gran Buenos Aires que el 20% de la población con menos recursos haya incrementado su acceso a la educación superior en un 61%” argumentaron.

En el mismo sentido el Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba) resaltó que el Gobierno Provincial recortó un 30% del presupuesto de Educación Superior con respecto al presupuesto de 2017.

En sintonía con el ajuste en lo educativo, la Provincia de Buenos Aires redujo y focalizó las becas de estudio y en el plano nacional el recorte se profundiza en las casas de altos estudios. El sincericidio de Vidal refleja la política pública que suma rechazos de amplios sectores educativos.

Publicidad

1 Comentario

  1. Eso dijo? Que verguenza! Para que esta la universidad sino para darle una oportunidad a todos los que deseen estudiar y realmente se dediquen a su carrera? Yo misma, como tantas docentes de escuelas publicas primarias , siempre he dado todo lo posible y mas aun en las zonas mas desfavorecidas que eran las que mas necesitaban la educacion como la puerta hacia una vida mejor que la de sus familias y nosotras siempre estimulamos a quienes , mas alla de su situacion economica y social, quieren mejorar y salir adelante, es una alegria enorme cuando un chico de bajos recursos egresa de una universidad publica y quien se esfuerza lo merece y tambien que se lo apoye en el camino , cuando mas lo necesita, incluso economicamente. Pero…claro, ellos piensan y sienten de otra manera

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre