Docentes, padres, madres y estudiantes de varias escuelas entregaron un petitorio a la inspectora distrital y marcharon en rechazo al cierre de cursos. «Que estos cursos no sean cerrados burocráticamente dejando estudiantes sin acceso al derecho a la educación» manifestaron.

En la nueva sede de la Jefatura Distrital de la calle Humberto, docentes de Suteba y varias escuelas de Luján se agruparon en el bulevar de la avenida para entregar un petitorio dirigido a la Inspectora Cecilia Caputo. Allí dan  a conocer la posición compartida entre trabajadores y trabajadoras de la educación frente al cierre de cursos y le solicitan que se remita a las autoridades jerárquicas.

«Venimos a plantear nuestro rechazo a los cierres de cursos y solicitamos se suspendan los mismos hasta que se convoquen los ámbitos colectivos donde la comunidad pueda debatir democráticamente sobre sus escuelas» dejan asentado en el documento.

Exigen que «estos cursos no sean cerrados burocráticamente dejando estudiantes sin acceso al derecho a la educación» y problematizaron la superpoblación que genera un cierre de cursos derivando a alumnos a otras escuelas.

Foto: Victoria Nordenstahl

La «optimización de recursos» que Vidal aplica en toda la provincia llegó a Luján y se hace notar en la Escuela Primaria nº 10 donde un primer grado fue cerrado y el personal docente aún no fue reubicado. En el caso de la Escuela nº 22, la comunidad educativa ante rumores de cierre cursos en la institución, generando pluriaños, movilizó a docentes, padres y madres que se plegaron a la jornada de protesta. Otra institución que se sumó fue la escuela industrial «preocupados por los ceses de compañeros de trabajo».

Representantes docentes, padres y madres de las instituciones educativas mantuvieron un encuentro con la inspectora distrital para trasladarle el reclamo junto con la entrega de petitorios escritos. A la salida empleados de la jefatura tomaron fotos a los trabajadores de la educación que marcharon hacia la plaza Colón. Consultados por este medio los empleados haciendo las veces de vigilantes dijeron «si, estoy sacando fotos» e ingresaron nuevamente al edificio de la calle Humberto.

La comunidad educativa sin miedos y con la firme convicción de defender la educación pública continuará marchando a la plaza donde realizarán una radio abierta y una réplica de la escuela itinerante.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre