Juan Manuel Cabrera, el pibe de Argentinos que sueña con la selección

Oriundo de Pueblo Nuevo, actualmente es el capitán de la reserva de Argentinos Juniors. Luego de haber firmado su primer contrato con el Bicho de La Paternal, Juanma cuenta sus sueños y el sacrificio de él y de su familia, en el recorrido de este camino.

spot_img

Juan Manuel Cabrera se desempeña como jugador de la reserva de Argentinos Juniors. Lateral por derecha, capitán y con muchísimas condiciones, logró el sueño que muchos pibes persiguen, firmar su primer contrato profesional con la institución de La Paternal.

Con cinco años se lo veía atrás de una pelota en la Escuelita de Fútbol Infantil San Luis Gonzaga, en los torneos que organiza ACIFO. Después de años pasó al Club Ateneo, mientras que también jugó alguna temporada en Flandria, en cancha de once. Fue en Ateneo donde mostró todo su potencial y dejó en claro que estaba para cosas grandes.

Allí conoció a Esteban Coppia, reconocido preparador físico de la ciudad, quien iba a hacer el puente para que Juan Manuel desembocara en Argentinos Juniors. Un año antes de su llegada al Bicho, los chicos de Ateneo disputaron un amistoso en La Paternal y ese día despertó el interés de todos. «Me llamó Esteban, me dijo si tenía ganas de ir a Argentinos, que él conocía a unos profes y obviamente que fui. Después de unos meses ahí entrenando, pude quedar», recuerda Cabrera.

Sus primeros inicios fueron en la Escuelita de Fútbol Infantil San Luis Gonzaga.

Si bien en sus inicios jugó en la mitad de la cancha, a medida que pasó el tiempo conoció otras posiciones. Ya en cancha de once jugó como ocho y también experimentó ser volante por izquierda, posición con la que logró quedar en Argentinos Juniors. En las inferiores del Bicho, uno de los técnicos lo ubicó de lateral por derecha y hasta el día de hoy se desempeña como marcador de punta.

Tras haber superado la prueba, uno de los inconvenientes para Juan Manuel fue el traslado hasta La Paternal, aunque nada fue impedimento para cumplir su sueño. Viajó en colectivo, hizo combinaciones con el tren, se volvió a subir al bondi. Hubo tiempos en los que su papá lo pudo llevar, hasta que también su mamá Raquel empezó a llevarlo. «Todo lo que hoy me está pasando es gracias al esfuerzo de la familia. Ellos son los responsables de esto. Siempre me acompañaron, me ayudaron en lo que necesité», comenta el capitán del equipo de la reserva.

Días de lluvia, frío, calor, fueron algunas de las condiciones que tuvo que superar, aunque el objetivo era claro y Juan Manuel sabía lo que quería: «Es incontable la cantidad de colectivos que me tomé y las combinaciones que hacía para poder llegar a la cancha. Por ahí, cuando sos chico, lo haces por disfrutar jugando, simplemente. Ya cuando sos grande, te das cuenta de que podés llegar a vivir de esto, este es mi sueño y me llevó mucho esfuerzo y sacrificio llegar hasta acá».

Cabrera es el capitán de la reserva de Argentinos Juniors.

Luego de varios años en la institución, Juan Manuel seguirá vinculado al conjunto de la Paternal hasta 2025, tras firmar un contrato profesional. «Estoy muy contento, es una alegría inmensa. Una satisfacción muy grandes, después de tantos años poder dar este paso tan importante. La luché mucho tiempo, yendo todos los días a entrenar, el esfuerzo de la familia. Este es el premio más lindo a todo ese esfuerzo», sostiene.

«La firma del contrato era el principal objetivo de este año, porque eso definía si me quedaba o me tenía que ir. Por suerte pude firmar y ahora el próximo objetivo es poder estar en una pretemporada con el plantel profesional. Obviamente que mi objetivo es debutar y sumar minutos en la primera división», afirma Cabrera.

En Argentinos tuvo el privilegio de cruzarse con figuras como Juan Román Riquelme, ser entrenado por el mismísimo José Luis Calderón, aunque también asegura que soñó con cruzarse al Diego. «Durante la pandemia, con las conferencias virtuales, tuvimos charlas con Sorín, Cambiasso, Batista. También tuve la suerte de jugar con Matías Caruso, antes de que se retire», cuenta.

Con mucho camino por recorrer, los sueños que persigue son claros: «Todo jugador que se dedica a esto sueña con poder jugar en el exterior, jugar en la selección. Esos son los sueños más lindos que uno se traza y quiere cumplir».

spot_img
<
spot_img
spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

En las redes

4,842FansMe gusta
4,232SeguidoresSeguir
782SeguidoresSeguir
1,064SeguidoresSeguir
166SuscriptoresSuscribirte

¿Querés recibir una selección de noticias en tu correo una vez por día?

Gracias! 

Si no ves los correos en tu bandeja de entrada revisá tu carpeta de correo no deseado y agreganos a tu lista de contactos.