Foto: Emma Pérez.

El Canario borró a Tristán Suárez y se quedó con los tres puntos en el Carlos V, cortó la racha negativa como local y se volvió a acomodar en la tabla. Crónica de un partido perfecto.

El equipo del Lobo Montenegro jugó el mejor encuentro en lo que va del torneo y pudo ganarle con contundencia al puntero del torneo. Manuel López fue el autor de los dos goles y, de no ser por el arquero Lugo, la historia pintaba para goleada.

Flandria, desde el minuto cero, acorraló a un Tristán Suárez que nunca estuvo en partido. Con los hermanos Nouet por las bandas, Matías explotaba por la derecha y llegaba siempre a fondo, aunque López no podía conectar. Con el Bocha Giménez muy participativo, aunque el arquero de Tristán seguía respondiendo de gran manera.

Luego de cinco chances netas, llegó el primer gol de la tarde tras un buen pase del Bocha para Matías Nouet que llegó hasta el fondo, mandó el centro y López definió pegado al palo izquierdo de Lugo.

Flandria ganaba con justicia. El Canario pudo haber ampliado la cuenta en la primera etapa, aunque un parate producto de la ausencia de la ambulancia que debió trasladar a una persona descompuesta hasta la clínica, le frenó el vértigo del ataque. De todas maneras ya se veía otra cara de Flandria, con jugadores mucho más sacrificados y presionando alto.

En la segunda mitad Tristán se vino un poco, pero la defensa estuvo sólida en comparación a los partidos anteriores. Con Camacho y Randazzo afianzados en la dupla central, Alderete y Álvarez pasaban continuamente al ataque. El Perrito González también tuvo un partido sólido en la marca y colaborando a la hora de retroceder.

Iba a llegar el segundo del Canario: Ataque de Tristán, Bonnin que tapó un mano a mano, partió la contra, el Bocha Giménez manejó muy bien el ataque, cedió para López y el goleador no perdonó y puso el 2 a 0, en momentos del partido que el Lechero se venía. Ya sobre el final del partido y con Suárez totalmente jugado en ataque aparecieron los espacios.

Foto: Emma Pérez.

Flandria tuvo la chance de conseguir más goles aunque chocó con un arquero que fue figura. El la última del partido Manu López quedó cara a cara con Lugo para coronar una tarde magnífica, la picó y el travesaño le dijo que no. El nueve de Flandria llegó a los ocho gritos en nueve partidos y es el goleador de la Primera B Metropolitana.

Formación: Yair Bonnin; Andrés Camacho, Javier Alderete, Juan Cruz Randazzo, Dante ÁLvarez; Franco Chiviló, Alejandro González, Matías Nouet, Francisco Nouet; Gonzalo Giménez y Manuel López. DT: Andrés Montenegro.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí