Retomando la agenda antiajuste solicitaron la reglamentación de la emergencia en discapacidad y la creación de una Comisión con concejales para que evalúen la incorporación a la planta local.

Las trabajadoras despedidas de Pensiones retomaron la agenda contra los despidos. En uso de la palabra en la sesión pidieron a Casset que cumpla con sus obligaciones como presidente del Concejo y gestione las reincorporaciones y la asistencia para pensionados y discapacitados, tras el vaciamiento de la sede local.

La licenciada en Trabajo Social y vocera en el conflicto de despidos en Pensiones, Silvia Moglie, expuso las deudas a los compromisos contraídos hace semanas en el recinto. Aquello implicaba al presidente del cuerpo, el radical Fernando Casset como cabeza de las gestiones a realizarse en busca de la reincorporación de las despedidas.

“Pasó un mes y estamos en la misma situación” explicó Moglie. La sede de Luján es la cabecera de siete distritos y por ello el vaciamiento implicó el abandono de miles de familias sin respuestas. Las postales cotidianas son los reclamos vecinales, el llanto y la desesperación.

Moglie criticó a Casset porque “nunca hubo comunicación verbal, ni siquiera telefónica para que supiéramos qué están haciendo. No supieron responder tampoco en la Comisión de Salud”. Además le solicitó que “”indague en su bloque, porque en modernización dicen que alguien de Luján marcó a las compañeras” dijo Moglie. La escena calcada a la anterior oportunidad volvió a incomodar a Quarenta.

“Es repudiable que nos marquen con el dedo y nos despidan” dijo Moglie. Foto: Julieta Brancatto

Entre las deudas, resalta la falta de reglamentación de la emergencia en discapacidad aprobada por unanimidad semanas atrás. En ese sentido Moglie contó que “nos ofrecimos en la Comisión de Salud para aportar a la reglamentación porque sino queda como algo lindo pero no pasa nada”.

La trabajadora repasó el creciente número de trámites que están estancados en la sede local de Pensiones y aclaró que “si el municipio tuviera que hacerse cargo de las prestaciones se funden”.

Por ello las laburantes retomaron la propuesta de que el Municipio de Luján sea quien contrate a las cuatro despedidas. “A un mes y pico, sin obra social y sin fondo de desempleo; estamos esperando que reconozcan lo que pedimos porque nos echaron por defender las políticas publicas que garantizan los derechos de las personas”.

A lo que sumaron la solicitud de crear una Comisión que evalúe la incorporación a la planta local del Estado a las cuatro profesionales despedidas. Ediles de la oposición anticiparon que trabajarán en favor de cumplir con las propuestas de las despedidas y pidieron sumarlas como asesoras en materia de discapacidad y pensiones, en tanto que los ediles oficialistas afirmaron que acompañarían la creación de la comisión.

Las trabajadoras no bajan los brazos y al tiempo que militan su reincorporación buscan garantizar los derechos vulnerados ante el vaciamiento de las políticas sociales puestos en marcha.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí