Francisco Delorenzi llegó a Deportivo Cali proveniente de las divisiones inferiores de Independiente.

El lujanense Francisco Delorenzi se convirtió en nuevo refuerzo del Deportivo Cali y muda sus ilusiones a Colombia. El pibe surgido de las divisiones inferiores de Independiente llega a préstamo por un año, con opción de compra, y ya está bajo las órdenes de Lucas Pusineri.

El zaguero central Francisco Delorenzi firmó su vínculo con Los Azucareros y luchará por ganarse un lugar en las primeras filas del técnico argentino Lucas Pusineri. Proveniente de la cantera del rojo de Avellaneda, el joven de 21 años todavía no debutó en primera, acaba de firmar su primer contrato profesional y es una de las promesas argentinas.

Nacido en Luján, del Barrio San Francisco, Delorenzi es uno de los tantos pibes que soñaba con, algún día, poder jugar profesionalmente al fútbol. Desde los 5 años cuando inició en ACIFO en la escuelita de Jorge Newbery, el pibe fue creciendo en el deporte, pasó por las infantiles del Club Flandria, hasta que a los 14 años llegó a Independiente, en dónde hizo todas las inferiores.

En la cantera del Rojo Delorenzi se desempeñó un tiempo como volante central, como lateral derecho, pero su posición real, en dónde se siente más cómodo y en dónde se ganó las miradas de los agentes colombianos que hoy lo llevaron a Cali, es cómo marcador central. De gran porte físico, buen juego aéreo y la premisa de tratar de salir jugando cuando se puede, el defensor busca ganarse un lugar en el equipo titular.

Admirador del ex Barcelona Carles Puyol, quién dice que es su esquema a seguir, el joven ya tuvo su paso por las divisiones juveniles de la selección Argentina y sueña con algún día poder llegar a la mayor y poder representar a su país.

Todavía tratando de asimilar este gran paso en su corta carrera deportiva y luego del entrenamiento matutino previo al choque por la Liga Águila 2019 ante Bucaramanga, el central lujanense dialogó con Ladran Sancho y dio más detalles de su llegada al equipo colombiano.

-¿Cómo estas viviendo todo esto?

-Estoy con muchas ganas. Para mí todo esto es algo que lo busqué mucho en mi vida, así que lo estoy viviendo con la mayor de la felicidad y con mucha responsabilidad también, por haber venido a un club tan grande como Cali.

-¿Cómo se da tu llegada a Deportivo Cali?

-Me vieron jugar en Argentina dos directivos de Cali y se dio la posibilidad, se convencieron por mí. Fue en un partido por los puntos.

El conjunto colombiano lo oficializó mediante las redes sociales y le dio la bienvenida al zaguero de 21 años.

-Contame sobre tus inicios en el fútbol

-Primero arranqué en Acifo, jugué en Jorge Newbery. Después hice las infantiles en Flandria y a Independiente llegué en 2012. Las inferiores las hice toda en Independiente, hasta llegar a la reserva, así que pasé por todas las categorías.

El joven lujanense, que vivió gran parte de su vida en el Barrio San Francisco, a los 14 años se mudó a la pensión de Independiente, por lo que le demandaba viajar todos los días a entrenar, y vivió 4 años ahí, junto a otros pibes que también soñaban con, algún día, poder vivir lo que le toca hoy al defensor.

-¿Cómo fueron esos 7 años en Independiente?

-Llegué con 14 años. Para mí Independiente fue una base formativa muy importante, porque todos los conceptos que se hoy en día me lo han enseñado ahí. Después también tuve paso por las divisiones juveniles sub 17.

El joven lujanense se desempeña como zaguero central. Foto: De la Cuna al Infierno.

¿Lo conocías a Lucas Pusineri? ¿Pudiste hablar con él?

-Obviamente lo conocía por su carrera futbolística, pero personalmente nunca había tenido trato. Cuando llegué lo conocí y es un técnico que le gusta el buen trato de pelota, que exige en la parte física, en la presión intensa, así que es una buena combinación.

-¿Cómo fue tu recepción en Colombia?

-La ciudad de Cali es muy linda, el clima es muy agradable, nunca te vas a poner un buzo acá. Más que nada lo que rescato es el trato de las personas. Son muy agradables, muy cariñosos, atentos, respetuosos y eso es lo que más me gustó.

¿Cuál crees que es la diferencia entre el fútbol colombiano y el argentino?

-Por ahí la mayor diferencia yo lo veo en los delanteros. Son jugadores de mucha velocidad, mucha potencia y eso me llamó un poco la atención. Son jugadores que aprovechan muy bien los espacios que vos podes dejar en la espalda, entonces eso es algo a tener en cuenta y cuidarse, porque una vez que te ganaron la espalda es muy difícil volver a agarrarlos.

-¿Cuáles son tus características como jugador?

-Tengo buen porte aéreo, buen trato de pelota. Pese a ser central me gusta salir jugando con la pelota, dentro de lo posible. Después trato de ser firme en la marca y me gusta alentar al equipo y tratar de motivarlo.

-Jugas Copa Sudamericana este año ¿imagino que es una motivación extra?

-Sí, ni hablar. Es la competencia de más rango que tenemos, a nivel internacional y va a ser otra experiencia importante en mi corta carrera, así que espero poder aprovecharlo y poder tener minutos.

-¿Quiénes son tus referentes en tu posición?

-A mí siempre me gustó mucho Puyol. Por el juego, pero más que nada por la personalidad de él. Cuando era chico lo miraba siempre, así que él siempre fue mi esquema a seguir.

-¿Qué te dice tu familia?

-Mi familia es la base de todo. Son los que te ponen los pies en la tierra, los que te levantan cuando la cosa se pone un poco difícil, así que se lo agradezco todo a ellos.

-¿Se extraña un poco Luján?

-Sí, obvio. Más que nada la familia, los amigos, mi novia. Son todos de allá de Luján, así que les mando un abrazo enorme y los quiero a todos muchísimo. Ellos entienden mi situación y tengo el apoyo de todos.

-¿Cuál es tu sueño en el deporte?

-Lo máximo en el fútbol es representar a tu país. Eso sería a lo que aspiro y espero algún día poder levantar una copa con la selección. Obviamente que hay que ir con precaución, haciendo las cosas correctas para algún día llegar a eso. Ahora quiero aprovechar esto y estoy con la cabeza acá.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre