abril 24, 2024
13.3 C
Luján

Dar testimonio, continuar la búsqueda: aún quedan nietos secuestrados por la dictadura

Esteban, hijo de Georgina Simerman, detenida desaparecida en 1977 por la dictadura militar, compartió su testimonio por primera vez en Luján.

“Abuela la la” le cantaron a Estela de Carloto en la sede de Abuelas de Plaza de Mayo. La arenga se daba tras el anuncio de la restitución del nieto 133. Un soplo de aire fresco para recordar que la búsqueda continúa activa y que es necesario dar con decenas de hombres y mujeres que ya alcanza o superan los 40 años y cuya identidad fue falseada por apropiadores en el marco de los operativos de secuestros, torturas y desapariciones que perpetró la última dictadura militar.

Durante este viernes, otro ejemplo conmovió a la comunidad de Luján cuando, por primera vez, dio testimonio en esta ciudad Esteban Herrera Simerman, hijo de Georgina, militante del PRT -ERP, detenida desaparecida en la imprenta que el partido había montado en la localidad de Cortinez.

Sus compañeros la llamaron “Hilda” hasta el 12 de mayo de 1977 cuando fue detenida. Tuvo la oportunidad, según reconstruyó su hijo Esteban, de despedirse de él y de su hermano, un año mayor. Para aquellos pibitos vendrían años de ausencias difíciles de explicar, aunque sus abuelos maternos los criaron con la verdad una vez que pudieron recuperarlos del instituto de menores donde los militares los dejaron. La misma suerte corrieron otros tres niños, hijos de Raquel Rina Mena.

“Así vuelvo al seno de mi familia donde pude crecer con la verdad” comento Esteban durante el festival Luján Vive Poesía tras detallar como sus abuelos vinieron desde Tucumán a Buenos Aires en búsqueda de sus nietos. El padre de Esteban, había sido abatido por los represores en 1975, antes del inicio de la dictadura militar y así fue como buscando refugio, mientras la militancia no se detenía, su madre Georgina llegaba a Luján.

- Advertisement -

Pasarían largos años, hasta que Esteban pudo dar con una carta de su madre donde plasmaba el amor por su compañero y sus hijos. Casualmente, pudo leerla antes de dar testimonio ante la Justicia. La historia se reconstruye con pequeños eslabones y sorteando la impunidad del silencio y la ausencia de datos “limpiados” por la represión.

Tanto es así que no fue hasta que en 2012 el equipo de antropología forense dio con los restos de Georgina y tanto Esteban como su hermano supieron que podrían tener otro hermano o hermana. Georgina tenía 27 años y cursaba el tercer mes de embarazo cuando fue detenida. Su hijo o hija, debió hacer nacido en 1977 y aún es buscado por sus familiares. Jorge Cañete, pareja de Georgina por aquellos años, también lo confirmó.

“Mis abuelos, se murieron sin saber que pueden tener un tercer nieto que no sabe de su identidad” comentó Esteban. Para el, la noticia implicó una cambio radical en el modo de entender la militancia por la Memoria, la Verdad y la Justicia. Ante un auditorio variado que copó la calle comentó:

– Cuando me sumé a los movimientos de derechos humanos, se pedía la aparición con vida de los y las detenidas desaparecidas. “Se los llevaron con vida, que los devuelvan con vida” se decía. Yo pensaba que era una consigna que había quedado en el tiempo, ya que suponíamos, que tras tantos años, no estarían vivos y entonces debíamos reclamar por los restos de nuestros familiares. Cuando supe que puedo tener un hermano o hermana, confirmé la vigencia de aquella consigna. Hoy, calculamos que hay más de 200 nietos y nietas que no saben de su verdadera identidad, que tenemos que recuperar y terminar con la continuidad de los delitos que iniciaron con la dictadura militar.

Junto a la Comisión de Familiares y Amigos de Detenidos Desaparecidos de Luján, Esteban pidió el compromiso de toda la comunidad para continuar con la recuperación de nietos y nietas. La búsqueda está dirigida a personas que hayan nacido entre 1975 y 1980 y duden de su identidad. Testimonios o sospechas también sirven para tirar del hilo y tanto en Abuelas como en los organismos de derechos humanos se pueden reportar o aportar datos o dudas.

“No vamos a parar hasta recuperar a todos y todas les nietes porque mientras esté en duda la identidad de una sola persona, todas las identidades lo estaremos” concluyó Esteban dando paso a un sentido aplauso y los abrazos que empezaron a llegar para agradecer su testimonio.

- Advertisement -

 

spot_img

ÚLTIMAS NOTICIAS

Ayudanos a sostener este proyecto autogestivo

Sumate a la Comunidad y participá todos los meses por regalos, entradas y descuentos.

Elegí el monto, ingresá los datos y listo!