Foto: Julieta Brancatto

Educación pública y Cambiemos parecen conceptos irreconciliables. Ante un nuevo inicio de clases el gobierno ofreció un 5 por ciento no remunerativo de recomposición salarial para docentes universitarios. La propuesta  pone en jaque el inicio de las clases universitarias.

Luego de que el gobierno pidiera un cuarto intermedio se realizó una nueva reunión paritaria de docentes universitarios el pasado lunes 21 de enero. La Secretaría de Políticas Universitarias informó que otorgará unilateralmente un adelanto del 5 no remunerativo en enero a cuenta de la negociación.

Desde Conadu exigen una recomposición del 16,6 por ciento para enfrentar la inflación que en el año 2018 llegó al 47,66 por ciento. A lo largo del 2018 los docentes universitarios tuvieron una perdida del poder adquisitivo de 20 puntos.

En septiembre de 2018 y luego de varias jornadas de protestas y paro universitarios, los sindicatos de docentes universitarios aceptaron, a excepción de Conadu Histórica, un incremento salarial de 25 por ciento con dos clausulas de revisión en diciembre y en febrero de la evolución de la inflación.

“La Conadu Histórica fue excluida por no haber firmado el acuerdo en septiembre. Presentamos una nota solicitando participar de esta reunión, y no fue convocada. Con esta situación peligra el inicio de clases porque la oferta es pauperrima. No solo no recupera lo perdido sino que tampoco es en blanco, por lo que no repercute en las obras sociales” explicó Federico Vita, secretario general de ADUNLu.

Desde Conadu Histórica, Federación que contiene a los docentes universitarios afiliados a la Asociación de Docentes de la Universidad Nacional de Luján sostuvieron que “de mantenerse esta situación peligra el normal inicio de las actividades actividades académicas en el presente año. Ratificamos el reclamo de incremento salarial inmediato que compense el desfasaje inflacionario y el pasaje al básico de las sumas fijas impuestas”.

A lo que agregaron “hoy la pérdida salarial es mayor al 20%, y el gobierno impone unilateralmente un 5%, retrocediendo aún más al ser sumas no remunerativas ni bonificables, afectando no sólo el salario hoy sino también las obras sociales y las jubilaciones”.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre