Los sindicatos municipales discutieron la actualización del bono de fin de año con el Ejecutivo Municipal frente a una pérdida de poder adquisitiva que alcanzará los 20 puntos porcentuales en el 2018.

El jueves por la mañana los tres gremios municipales se reunieron con funcionarios del Departamento Ejecutivo para actualizar el monto del bono de fin de año para todos los laburantes municipales. La alta inflación del 2018 y la mala paritaria impuesta por el gobierno de Oscar Luciani implica que los municipales pierdan 20 por ciento de su capacidad adquisitiva en el sueldo básico.

Es por eso que los sindicatos discutieron un pago no bonificable de cinco mil pesos para fin de año. El acuerdo firmado entre los gremios y el Departamento Ejecutivo establece un pago de dos mil pesos en diciembre, otro dos mil pesos en enero y una última cuota en febrero de mil pesos. En el acta de acuerdo «el Departamento Ejecutivo se compromete a hacer todos los esfuerzos posibles para adelanter el pago de febrero en la cuota de enero siempre y cuando durante el mes de enero 2019 se cuenten con los fondos correspondientes».

El objetivo es paliar la gran pérdida del poder adquisitivo que padecen los municipales por la mala paritaria acordada para este año y la inflación que en noviembre alcanzó 43,9 por ciento. Con la inflación de diciembre, la medida alcanzará el 45 por ciento anual lo que implica una perdida de 20 puntos porcentuales del salario de los municipales.

Pese a la actualización, el bono no impacta en el salario básico por lo que el año que viene los trabajadores empezaran con un sueldo más bajo en términos reales que en 2018. Asimismo los jubilados municipales no percibirán el bono de fin de año.

La paritaria anual se cerró en dos tramos. A mitad de año el jefe comunal cerró la discusión por decreto con un aumento del 15 por ciento. Y luego a fines de septiembre, los municipales lograron  un 10 por ciento repartido en un 4 por ciento remunerativo para los meses de noviembre y diciembre, sumado a un 6 por ciento no remunerativo para los mismos meses. Ese seis por ciento pasa al  básico en enero del 2019 en base al sueldo de diciembre 2018.

Además los municipales habían conseguido un bono de tres mil pesos repartido en dos cuotas de mil quinientos pesos no remunerativas, y un bono navideño de tres mil pesos, el cual hoy fue reactualizado en cinco mil pesos.

Los municipales lejos quedaron de aquel bono extraordinario de 7000 pesos que ofreció María Eugenia Vidal a los estatales y de 3500 para todos los jubilados y pensionados bonaerenses.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre