Esta mañana autoridades municipales inauguraron el Banco Rojo que recuerda a todas las mujeres de Luján, que murieron por ser mujeres. En un acto cargado de emociones, el símbolo fue instalado en el boulevard de San Martín y Humberto.

A pocos días del #NiUnaMenos y con el objetivo de visibilizar la violencia machista y sensibilizar a la población sobre los femicidios, esta mañana se inauguró en una de las intersecciones más importantes de Luján un Banco Rojo que recuerda a cada una de las víctimas de femicidio.

El proyecto se enmarca en la Ordenanza N°7191 que toma como referencia el proyecto global El Banco Rojo y que establece la colocación del banco llevando impresa la frase: En memoria. A todas las mujeres asesinadas por quienes decían «amarlas». Durante su colocación el mismo fue intervenido por estudiantes de la Escuela de Arte José Pipo Ferrari, de la carrera de Artes Visuales.

Durante la acción artística, dibujaron sobre el banco una silueta femenina a partir de la frase «Que se escuchen fuertes las voces. Que las leyes los condenen. Ni una menos, resuena». Mientras realizaban la intervención tomó la palabra la concejala Marcela Manno, quien fue la impulsora del proyecto dentro del Concejo Deliberante.

«Tengo una enorme alegría de estar hoy junto a ustedes, frente a este nuevo símbolo que va a tener la ciudad de Luján. Que no va a pasar desapercibido, porque cada mañana, tarde, noche, en cada momento que pasemos por esta esquina, el Banco Rojo nos va a interpelar para hacernos pensar por qué está acá y por qué no queremos más víctimas de femicidio».

Asimismo la edil explicó que en un primer momento la iniciativa del Banco Rojo nació de parte del subsecretario de Servicios Públicos, Sergio Fernandez y Daniel Gowland de Obras Públicas, «que entendiendo la importancia de visibilizar los femicidios lo acercaron como proyecto. Todo el bloque Cambiemos dijo vamos adelante y el Concejo Deliberante en toda su conformación lo aprobó. Esto es muy importante porque es claro que algo tenemos que hacer con los femicidios y para eso es fundamental que sean visibilizados», argumentó Manno.

Finalmente sostuvo que la colocación del Banco Rojo en el marco del #NiUnaMenos «es una iniciativa de paz, reflexión y visibilización. Esto no es un altar, es mucho más que eso». Tras las palabras de la concejala se descubrió una placa de homenaje donde quedaron inmortalizadas las motivaciones de la colocación del nuevo símbolo de la ciudad: «El Banco Rojo es un proyecto cultural y pacífico de prevención, información y sensibilización contra la violencia de género y el femicidio» reza la placa.

Luego de las acciones protocolares Vanesa González, Regina Angulo y Rodrigo Giménez, artistas locales comprometidos con las temáticas de género, ofrecieron un repertorio musical que llenó de aplausos y emociones la fría mañana. «Es muy movilizante por el motivo que nos convoca. Nos queremos vivas. Que nos dejen de matar, de violar, de abusar. ¡Basta!», pidieron las artistas dando fin al acto.
Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre