Foto: Victoria Nordenstahl

El estado de alerta y asamblea permanente termina, por ahora, con la conciliación obligatoria que dictó el Ministerio de Trabajo.

Este jueves, laburantes de Walmart, Carrefour y Vea se declararon en estado de alerta y asamblea permanente. Desde el Sindicato de Empleados de Comercio impulsaron la medida en rechazo al “recambio” que las empresas comenzaron a realizar tercerizando empleados de cajas y repositores.

Se trata de unos 200 laburantes que temen ser despedidos o suspendidos por las marcas fuertes de hipermercados asentados en Luján, y finalmente reemplazados por nuevas contrataciones a través de agencias.

En plena defensa de sus derechos laborales, el Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatorio y ordenó a empleados y empleadas a volver a las cajas y tareas de reposición.


«En 15 días volvemos. No nos cambia a nosotros, compraron 15 días, no es ni más ni menos que eso» declaró Sergio Gauna, secretario general de Empleados de Comercio. Para el sindicalista la medida es «muy rara. En dos horas y por hacer una asamblea dictaron la conciliación, pero bueno, estamos en Argentina y cualquier cosa puede pasar acá».

Sindicalistas y empresarios iniciarán por 15 días una mesa de diálogo. En ese sentido, Gauna concluyó que «nosotros resguardamos la fuente de trabajo de nuestra gente reclamando que no puede haber repositores externos a las empresas. Ahora hay que dialogar y cuando termine la conciliación si no es favorable para nosotros volveremos al reclamo de la misma forma que hicimos ayer. Vamos a dialogar»

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí